fbpx

El sorprendente Orégano

Hace poco me regalaron esta planta, (¡Gracias a Nor y a Juanjo!) y me quedé muy sorprendida al ver esas hojas tan grandes y carnosas.

Tras mucho consultar libros y diferentes páginas botánicas…sí, aunque no lo parezca…si es orégano. Así que me gustaría compartir con vosotros las múltiples propiedades de esta fantástica planta (origanum vulgare):

  • El orégano ayuda a combatir los síntomas de la gastritis y a reparar el tejido dañado en el tracto digestivo.
  • Es espasmolítico, sobre todo recomendado para casos de espasmos intestinales.
  • Es carminativo por lo que una infusión de orégano puede acabar rápidamente con flatulencias y otras molestias. T
  • También posee sustancias hepatoprotectoras, por lo que es bueno para el hígado y es desintoxicante.
  • Por sus propiedades anti-inflamatorias y antiespamódicas, el orégano también fortalece los músculos del cuerpo, y es bueno para los dolores reumáticos.
  • Como además de la vitamina K, es rico en calcio y hierro, necesarios para mantener la salud de los huesos, los fortalece para prevenir la osteoporosis.
  • Es expectorante, y un potente antihistamínico que sumado a sus propiedades como antiinflamatorio y antibiótico lo vuelve ideal para el tratamiento de todo tipo de enfermedades respiratorias, como tos, asma y enfisema.
  • El orégano contiene altas concentraciones de antioxidantes, esto significa que su uso evita el envejecimiento precoz y mantiene la piel sana.

 

Cómo hacer infusión de orégano

  • Hierve 300ml de agua y añade 3 cucharadas de hoja fresca o una cucharada de hoja seca.
  • Deja reposar 10 minutos
  • Bebe una taza de dicha infusión detrás de cada comida

 

Cómo hacer aceite de orégano

Necesitas hojas de orégano y alguno de estos aceites: oliva, semillas de uva o de almendras. Machaca las hojas de orégano en un mortero y ponlas en un frasco de cristal que esté bien limpio. Cúbrelas con aceite hasta 2 cm por encima. Guarda el frasco en lugar fresco y seco durante 3 semanas. Después de ese tiempo cuela y ya puedes utilizarlo:

 

  • Para dolor de muelas echa 2 gotas en una gasa y frota la zona afectada.
  • Como insecticida natural del huerto: pulverizar directamente sobre las plantas, diluyendo este aceite en agua.
  • Para dolor muscular, reumático y torceduras, da un masaje sobre la zona con el aceite.
  • Para infecciones y hongos se deben diluir una cucharadilla de aceite de orégano en un recipiente con agua y remoje sus pies.
  • Para aliviar infecciones sinusales y resfriados, echa unas cuantas gotas de aceite de orégano en una olla con agua hirviendo y después inhala el vapor.

 

No está recomendado su uso durante el embarazo y lactancia.

 

 

 

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

This site is protected by wp-copyrightpro.com